lunes, 9 de agosto de 2010

Niños de mi alma!


Parece mentira...
Lo que da la vida!
Hace muchos años a la gran casona un grupo de niño la llenó de risas.
Entre risas llantos, entre llantos juegos , entre juegos gritos, entre gritos cantos....
Todos ellos bellos, y los sentí míos.
Les amé yo tanto!
Parecían perlas del collar de mi vida.
Cuánto tiempo dado entre juegos, alimentos, limpieza y cuentos.
Cuánto esfuerzo hice para que quedaran y que en parte fuesen mi propia familia!
Uno de ellos apenas dos años. El mayor llegaba tan sólo a los doce.
Pero un día cuando ya creía que nunca ocurriría.... tuve que soltarlos.
Fue en ese momento en que mitad de mi vida se me fue en sollozos...
Me pasé los meses en mi cuarto a solas gran parte del día.
La frente contra el vidrio de la gran ventana.... mirando!
Durante las tardes corría a espiarlos cuando se alejaban de la vieja escuela.
Pasaron los años.... no supe más nada...
Hasta que hoy he visto sus fotos... ay! que grandes! Ya padre y madres.... Una gran familia!
Y entonces recuerdo la voz de mi hijo diciendo:
-"Mamá, no fue tiempo perdido! Vos les enseñaste que existe otra vida. Una que está muy buena vivirla y que ellos con derechos deben reclamarla! ¡Mami, no llores! Verás con el tiempo que muchos de ellos serán grandes hombres...
Que algunos será mejores personas.... Ya vas a ver ... !"
Y fue cierto!
Al verles a todos rodeando a su madre, junto con sus niños.... Qué gran alegría!
Todos menos uno! Tal vez el más bello! Tal vez el más bueno! Seguro el que más sufrió todos los castigos desde muy pequeño!
A todos recuerdo con sumo cariño... pero tal vez a ese.. el que ya no existe... el que llora en verso su querida madre... sea el más querido!

Gracias Padre Mío por ese permiso de volver a verles y saber que todos siguen juntos con quien corresponde .. su mamá.
Su mamá que tan niña no pudo hacer frente desde su principio una vida impuesta.

Qué milagro es verles!

Gracias Padre Mio!

Y aunque ellos nunca sepan nada! Yo quiero decirles que siempre he orado para que el Señor les guarde y que su querida mami les dure por siempre.... mientras sea tan ,pero tan necesaria como yo sé que en la realidad ocurre....
Yo quiero decirles que siempre les quise!
Yo quiero decirles que siempre les cuento como si estuviesen en esta casona jugando conmigo. Porque para mi son niños, que nunca crecieron y con inocencia aún siguen jugando en medio de plantas, de salto al elástico, o dándome sustos rompiendo algún vidrio....

1 comentario:

. dijo...

Ahhh siento tanto dolor con este relato...

Mapa nuevo