miércoles, 6 de enero de 2010

Pasaron los reyes!

l


Pasaron los reyes!
Pasaron los reyes?
Por aquí pasaron? Cuándo y para quienes?
No vi en la vereda bicicletas nuevas.
No vi a los abuelos arrastrando carro con su nieto dentro!
Ni una sola niña portando muñeca como un gran tesoro!
Pasaron los reyes?
Por aquí pasaron?
Pues no lo he notado!
Que pena tan grande que los niños no puedan vivir como antaño un día de Reyes!
Hace ya unos años, los niños ansiosos corrían unos días antes a preparar todo para recibirlos.
Limpiar los zapatos, conseguirles pasto, ponerles el pan y el agua bien fresca!
Noche en que los padres decían a una: duermanse que si no, no vienen los Reyes....
Y todos los niños iban a la cama y allí nos tapábamos hasta la cabeza.
Y así nos quedábamos tratando de que el sueño viniera de una buena vez, o aunque sea que si algún Rey se asomaba creyera que ya estábamos muy bien dormidos.
Y por la mañana!
Cuánta algarabía!
En paños menores los niños corrían en busca de todo lo que habían pedido.
Que querían bicicleta y dejaron pelota?
Que querían cochecito y dejaron muñeca?
Nada de eso importa al fin de la espera, lo importante es que llegaron y no se olvidaron de que un niño esperaba!
En mi niñez, siempre a tiempo primero mis muñecas, cochecito, y al final pulseritas....
Pero a primera hora de la mañana con el juguete tomado bien fuerte, a beber la leche de unos cuando sorbos y ... A LA CALLE!!!!
Y allí, en la Avda. Alvarez Thomas al l.600... en las veredas anchas y bajo los añosos paraísos... comparábamos, mostrábamos, intercambiábamos y en fin... jugábamos en medio de risas y exclamaciones.
Felices los tiempos aquellos!
Donde la vereda era parte de la casa y las vecinas eran parte de la familia.
En fin... algo bueno debe haber ocurrido puertas adentro.... en cada casa ... en lo privado....
O será que Papá Noel realizó un "Reyericidio" y nadie lo denunció?
O tal vez algún piquete de los que diariamente abundan en Buenos Aires les cerró el libre tránsito a los camellos?
Pasaron ya los Reyes?
Por aquí no se notó!
Pena, penita, penaaaaa!

No hay comentarios:

Mapa nuevo