miércoles, 29 de octubre de 2008

SIN NOMBRE ... y su pandilla

Foto: M.E.Gómez



He colocado esta foto porque me gusta muchísimo, y me la ha enviado mi herma-amiga a la que quiero tanto!.
En el fondo se ve Cádiz...
Lo aclaro porque no vayan a creer que este gato tiene algo que ver con lo que voy a relatar...
No! ....Pero el que ha conocido a uno ya sabe como es el resto...
M a r a v i l l o s o s!
Antes relaté la corta pero impresionante historia de Leo.
Ahora trataré de plasmar la historia de un gato "Sin-nombre" y su pandilla.
Era pleno invierno... cerca de mi casa existía un terreno de los que se llaman "terreno baldío"... y allí pernoctaban varios gatos de los llamados cariñosamente "atorrantes".
Aquí, en Buenos Aires, y en muchos otros lugares del mundo, siempre hay personas amantes de los animales que les cuidan... le tienen en cuenta.... y que los defienden de todo tipo de abuso y maltrato.
Bueno, una de esas mujeres.... muyyy temprano en la mañana, como hacía muchísimo frío, fué con alimento y con leche tibia para reconfortar al grupete de gatos del vecindario...
Cuando llega ... extrañada ... no encuentra aninguno de ellos en la verda y comienza a llamarlos....
Y ... nada!!!!
Se interna un poco en la maleza de yuyos altos que cubría el terreno... y trata de ver qué estaba pasando...
Comienza a llamar nuevamente y escucha maullidos ,...
Pero no venían.
Entonces decide:
- Yo voy hasta el fondo!
- Seguro, seguro, que están en las cajas de cartón bien grueso que ayer les pusimos.
Y así fue adentrándose mientras los llamaba.
Michi... michi.... michi.... aquí!.. vamos .... aquí!!!!
Y de pronto vio que entre cartones... todos los gatos y gatas .... estaban
maullando y muy apretujados, pero ninguno de allí se alejaba!
*Dios!? Qué sucede!?!... grita la señora...
Pero no se asusta como para irse corriendo.
No! se sigue acercando con dificultad, sin dejar de lado su jarro de leche!
Y llega.
Y se agacha.
Y grita con fuerza: Dios Mío!!!! SOCORRO!!!! y ...
...revoleó la jarra!!!.
Y siguió gritando mientras, a salto y corrida, a corridas y a saltos... partió hacia la calle.
Ya en la vereda convocó a vecinos que pronto llamaron a la policía, a socorro médico, a unos mecánicos que tenían unas hornallas encendidas por si necesitaban de ese calor...
y fueron a tomar lo que esta buena señora había visto.....
Debajo de todos los gatos del barrio y entre los cartones, esa madrugada hallaron a un niño, envuelto en harapos....
Gracias a los gatos, que como manta térmica y como anti ratas y anti perros allí le cuidaron,... el niño aún vive.
Se supo por esos andrajos, quienes eran sus padres... pero no los delato. Son inimputables!
Pero el niño, así rescatado, cual carga preciosa llegó al dispensario.
Y era emocionante ver a toda la gente que en la calle formaba cordones como si el que llegaba fuese el Rey de Reyes....
Y tal vez lo era....
Miren lo que son las comparaciones, que en este caso no suena ni absurda ni molesta:
*Leo-perro, salvando gatos....
*Sinnombre-gato, salvando humanos....
....
..........
"Cuanto más conozco a la gente... más quiero a mi perro"
"Cuanto más conozco a la gente... más quiero a mi gato "
Ja Ja Ja !!! Gracias por leerme
.-.

No hay comentarios:

Mapa nuevo